Muchos se olvidan de que una vida humana vale lo mismo en Madrid que en Estambul que en Bagdad que en Kinsasa. Por mucho que algunos lo quieran negar u obviar, todos sois iguales. Imagen hecha por Shaun Che.

¿Cuánto vale una vida humana?

Con tu permiso, debo decir que no conozco a ser más cínico que al humano. Por un lado, sostenéis que una vida humana vale más que la de cualquier otro ser vivo, incluso que la de vuestra mascota (que es parte de la familia). Hasta hay personas que se denominan provida al estar en contra del aborto del embarazo en cualquiera de sus formas. Sin embargo, vivís en una sociedad que maltrata y asesina a otros humanos porque sí. Bueno, eso de porque sí, mejor lo cambio por dinero. O, como mucho, en nombre de la defensa personal.

PUBLICIDAD

Un mundo de buenos y malos, ricos y pobres

Me resulta vomitivo hace gracia ver cómo las películas ningunean a la vida. Cómo hacen que en la sociedad moderna matar a otra persona sea parte del día a día. Pero, por supuesto, sólo a los malos. Los buenos a veces mueren porque c’est la vie, pero eso hace más malos a los malos, por lo que hay que matarlos más y mejor; hasta que mueran bien. Mis esbirros me dicen que hay humanos que afirman que son sólo películas y que no hacen daño alguno.

Bien, pues salgo del celuloide y me voy a la vida real. Voy a hablar de los recientes atentados terroristas que están sacudiendo a Europa. Me duele el alma de cangrejo ver cómo civiles europeos mueren con la excusa de la religión. Con un trasfondo difícil de desenmarañar. Me la destroza que la respuesta sea matar a más civiles en los países de los que proceden los terroristas. Pero claro, a ojos de la sociedad no pasa nada, porque son malos. Todos. Así que la muerte está justificada, por muy humanos que sean.

Perdona por la comparación que voy a hacer. Pero creo que justificar esas muertes es equivalente a asegurar que todos los vascos son de ETA. Y que no importa que el ejército francés ataque un hospital de Santurce porque cree que ahí se esconde un comando. Si te escandaliza, piensa que esta es una horrible y deleznable realidad que sucede en ciudades de malos como Bagdad.

Una vida humana tercermundista

El etiquetado no se queda en buenos y malos. También se extiende a ricos y pobres o, mejor dicho, a habitantes en países ricos y habitantes tercermundistas (un término que de por sí se usa como peyorativo). Parece que una vida humana vale más en Francia que en Uganda, cuando todos sois iguales (o eso os gusta decir). El máximo exponente del cinismo está en que os importa un rábano que niños mueran en África para que podáis tener un smartphone.

Sí, los smartphones causan muertes “de las que no importan” por un mineral que usan la mayoría

Ojalá esta pasividad se limitara al escandaloso impacto que genera el uso del coltán. Pongo la pinza en el fuego para asegurar que llevas al menos una prenda que la ha fabricado una persona que, según tú mismo, vive en condiciones infrahumanas. Una persona condenada a morir por alguna enfermedad que tú solucionas con una pastilla. O algo peor. Una persona condenada a sufrir durante toda su vida para satisfacer las falsas necesidades del autodenominado mundo desarrollado. Es curioso ver cómo los medios de comunicación condicionan a estos países ricos para que estas vidas valgan menos que un chicle pegado al suelo.

Todo esto me hace plantearme otra vez lo de siempre: ¿inteligencia?, ¿dónde está? ¿Y la capacidad de empatizar, supuestamente sólo humana?

Muchos se olvidan de que una vida humana vale lo mismo en Madrid que en Estambul que en Bagdad que en Kinsasa. Por mucho que algunos lo quieran negar u obviar, todos sois iguales. Imagen hecha por Shaun Che.
Muchos se olvidan de que una vida humana vale lo mismo en Madrid que en Estambul que en Bagdad que en Kinsasa. Por mucho que algunos lo quieran negar u obviar, todos sois iguales. Imagen hecha por Shaun Che.

Así no hay quien cuide del medio ambiente

Toda esta crítica del cinismo humano me hace entender lo complicado que es hacer que cuidéis la naturaleza y la biodiversidad. Si no sois capaces de respetar vuestras vidas, ¿cómo vais a respetar a las de otros seres distintos de vosotros? ¡Si hasta matáis a un inocente insecto sólo porque os molesta! Y muchos no valoran que el perro que abandonan en la carretera es otro ser vivo con sentimientos. Eso por no mencionar a los salvajes que maltratan animales hasta morir, como en este caso.

Sí, los otros animales tenemos sentimientos y está demostrado científicamente.

Creo que la sociedad ha perdido gran parte de lo que llamáis humanidad y que valorar de verdad una vida humana es el primer paso para que las cosas cambien de verdad. La muerte es parte de la vida, eso es cierto. Pero no es menos cierto que perjudique frivolizar con ella y actuar con pasividad ante los asesinatos, sin importar si son legales o no. Creo que cuando exista un verdadero respeto por la vida, dejaréis de matar por matar. Y no os quitaréis el bienestar y la salud matando al planeta Tierra.

PUBLICIDAD

Deja un comentario