El aceite de oliva es un elemento esencial en esta dieta equilibrada tan buena para el medio ambiente. Imagen: U.S. Department of Agriculture

Una dieta sostenible: la dieta mediterránea

Habrás oído miles de veces lo saludable que es la dieta mediterránea, pero seguro que no sabes que esta dieta equilibrada y tradicional es tan buena para la salud humana como para el medio ambiente. Hoy, en Te Lo Dice Manu: dieta mediterránea sostenible.

PUBLICIDAD

¿Qué es la dieta mediterránea?

Se trata de la alimentación típica de toda el área del Mediterráneo, considerada una de las dietas más completas, ricas y equilibradas del mundo. Sus beneficios para la salud y el estilo de vida que lleva implícito ha hecho que se la haya incluido como parte del Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad de la UNESCO.

He aquí los ingredientes de un gazpacho, una de las delicias (según muchos humanos) más representativas de la dieta mediterránea en España. Imagen: Juan Carlos
He aquí los ingredientes de un gazpacho, una de las delicias (según muchos humanos) más representativas de la dieta mediterránea en España.
Imagen: Juan Carlos

Los alimentos básicos de esta maravillosa dieta son los cereales, las legumbres, las frutas y las verduras (todas de la tierra, por supuesto), estas últimas preferiblemente en crudo. Sin olvidarse del aceite de oliva, lo que algunos humanos llaman el oro líquido. Las proteínas de origen animal son mínimas, anteponiendo los huevos, pescados y aves a los lácteos y las carnes rojas.

Esta alimentación, junto con una actividad o ejercicio moderado hará de ti un humano sano y sostenible.

Globalización vs tradición

No soy un cangrejo antiglobalización, he de reconocer que tiene sus cosas buenas, como la capacidad de tener información de todo el mundo (¿Quién sabe? A lo mejor me estás leyendo desde Nueva Zelanda). Pero también tiene sus cosas malas: la introducción de especies invasoras (Charlie go home), la desaparición de tradiciones y unificación de la cultura a nivel planetario.

La desaparición de las tradiciones tiene un impacto mucho mayor de lo que puedas llegar a pensar, ya que en el caso de la desaparición de la dieta mediterránea, el resultado puede ser catastrófico. «La dieta mediterránea es nutritiva, está integrada en las culturas locales, es sostenible desde el punto de vista ambiental y es compatible con las economías locales. Por este motivo es esencial que continuemos promoviéndola y apoyándola.» afirma el coordinador del Programa de Sistemas Alimentarios Sostenibles de la FAO, Alexandre Meybeck.

El aceite de oliva es un elemento esencial en esta dieta equilibrada tan buena para el medio ambiente. Imagen: U.S. Department of Agriculture
El aceite de oliva es un elemento esencial en esta dieta equilibrada tan buena para el medio ambiente.
Imagen: U.S. Department of Agriculture

Pero, ¿qué aporta esta dieta equilibrada al medio ambiente y la sostenibilidad?

  • Producción y consumo local. Al disminuir los desplazamientos de los alimentos se reduce la huella de carbono y por lo tanto el impacto ambiental.
  • El consumo de variedades y especies autóctonas favorece la biodiversidad y evita la introducción de especies invasoras.
  • El uso de especies autóctonas reduce la presión en suelos y acuíferos.
  • Apoya a las economías locales y tradicionales.
  • Al ser una dieta baja en proteína animal se reducen las emisiones de gases efecto invernadero, el consumo de energía, la presión sobre el suelo y el consumo de agua.
  • La reducción del consumo de productos procesados minimiza los consumos de energía y otros recursos, favoreciendo la disminución de la huella de carbono y emisiones contaminantes.

Estas son sólo algunas de las bondades de esta dieta equilibrada, tan buena para el medio ambiente. Pero he de advertirte que lo que es bueno en el Mediterráneo no tiene por que serlo en la Patagonia o en el Tibet; cada zona tiene sus tradiciones, su diversidad y su alimentación sostenible.

PUBLICIDAD

Deja un comentario