Un juguete sencillo y la mar de entretenido al que se puede jugar hasta este cangrejo. Imagen: manualidadesinfantiles.org

¡Construye y juega con un laberinto de mesa!

¿Quieres mantener entretenidos a tus cachorros este fin de semana largo? (Sí, se que tenéis fiesta el lunes, mis esbirros me mantienen bien informado muajajaja). Pues te traigo un juego con el que pasarán horas entretenidos, tanto ayudándote a hacerlo como jugando luego con él, y con el que serán capaces de desarrollar su habilidad y destreza: el laberinto de mesa.

PUBLICIDAD

Demuestra tu habilidad con este laberinto de mesa ecológico

Un juego ecológico de mesa muy sencillo con el que se desarrolla la habilidad de los niños es el laberinto. Para fabricarlo sólo necesitas:

  • La tapa de una caja de cartón
  • Una canica. En su defecto puedes hacer una pelotilla de papel o papel de aluminio (siempre reutilizado, pero sin restos de comida que se queda luego asqueroso. Puaj).
  • Pajitas, bolígrafos gastados, trozos de cartón o cualquier cosa que sirva para hacer los obstáculos.
  • Celo o pegamento.
  • Tijeras.
El laberinto de mesa es un juego ecológico sencillo y la mar de entretenido al que se puede jugar hasta este cangrejo. Imagen: manualidadesinfantiles.org
El laberinto de mesa es un juego ecológico sencillo y la mar de entretenido al que se puede jugar hasta este cangrejo. Imagen: manualidadesinfantiles.org

Preparados, listos… ¡Pinzas a la obra!

  1. Coge la tapa de cartón y, con los bordes hacía arriba, dibuja con un lápiz el laberinto que vas a construir. Puedes complicarlo todo lo que quieras, pero recuerda siempre dejar espacio suficiente entre los pasillos del laberinto para que la canica o bola de papel se mueva bien.
  2. Ahora es momento de colocar los obstáculos que complicarán que la bola llegue al final. Pega los bolígrafos o las pajitas (recuerda limpiarlas antes, pues las babas no se llevan bien con el cartón) de dos en dos (o de tres en tres, depende del tamaño de tu canica) por los costados con celo. También vale cualquier tipo de cinta adhesiva o esparadrapo, aunque te recomiendo que no esté reutilizada.
  3. A continuación, córtalos del tamaño que necesites para tu laberinto de mesa y pégalos al cartón sobre las líneas que dibujaste al inicio, puedes hacerlo con pegamento o celo.
  4. Puedes añadir otros obstáculos o trampas con recortes de cartón, más pajitas o cualquier cosa que se te ocurra.
  5. Por último, si no tienes una canica a mano, fabrícate tu propia bola. Con un poco de papel (siempre del montón para reutilizar o reciclar) haz una pelotilla del tamaño adecuado. Si es necesario, moja el papel para darle forma mejor. Una vez hayas conseguido una forma más o menos esférica dale un par de capas de cola para que no se deshaga o se estropee rápidamente.

Con este laberinto de mesa, además les enseñaras a reutilizar materiales y a desarrollar su imaginación ¿Qué mejor idea para pasar un día de fiesta?

PUBLICIDAD

Deja un comentario