Los microplásticos que se incluyen como partículas en dentífricos son altamente contaminantes. Foto: Thegreenj.

¿Por qué los microplásticos son tan malos para el medio ambiente y la salud humana?

Los microplásticos que se incluyen como partículas en dentífricos son altamente contaminantes. Foto: Thegreenj.
Los microplásticos que se incluyen como partículas en dentífricos son altamente contaminantes. Foto: Thegreenj.

Últimamente se está poniendo de moda hablar de los microplásticos y de lo necesario que es prohibirlos ya que causan muchos daños sobre el medio ambiente y sobre la propia salud humana. Pero ¿por qué? ¿qué es lo que les hace tan dañinos? Este cangrejo te lo cuenta a continuación y te present la principal campaña que hay para eliminarlos.

PUBLICIDAD

¿Qué son los microplásticos?

Oficialmente se dice que un microplástico es toda aquella partícula de plástico con un tamaño menor de 5 milímetros de diámetro. Están compuestos por polietileno (PE), polipropileno (PP), tereftalato de polietileno (PET), polimetilmetacrilato (PMMA) o nailon.

¿Dónde se encuentran?

Se emplean principalmente para mejorar la capacidad de limpieza de cosméticos y otros productos empleados generalmente en el hogar.

Dentro de los cosméticos, es común encontrarlos en dentífricos, exfoliantes, cremas o productos capilares. También se encuentran en detergentes para ropa, pastillas para el lavavajillas e incluso en textiles de los que se desprenden con el uso y lavado.

Además, también tienen su utilidad a nivel industrial, en donde muchos procesos dependen de ellos. Por ejemplo, se emplean pellets para fabricar plásticos de mayor tamaño.

En muchos casos estos productos sintéticos han sustituido a productos de origen natural como puede ser la piedra pómez, semillas, conchas trituradas e incluso arena o tierra. Más allá de ser naturales y probablemente mejores, son mucho más sencillos de eliminar de las aguas y producen un impacto ambienta mucho menor.

Daños para todos

Debido al uso indiscriminado de los microplásticos y la ausencia de estudios de impacto previos a su aprobación, actualmente muchos de ellos se encuentran en los mares y océanos formando un desagradable caldo marino. Cuyas consecuencias pueden afectar a la salud de los seres humanos.

Pero, ¿cómo han llegado allí? Existen dos maneras básicas:

  1. Vertidos directos.
  2. Por la descomposición de plásticos de mayor tamaño.

El efecto de los microplásticos en la salud y el medio ambiente

El uso y vertido al entorno de estos microplásticos tiene efectos muy variados y diversos.

  • La utilización de cosméticos que contienen estos plásticos por humanos puede derivar en envenenamiento por acumulación. Las partículas  de plástico tienen una gran capacidad de penetración en la piel. Además, como son porosas, tienen la capacidad de absorber otros elementos tóxicos e introducirlos en el sistema.
  • Los microplásticos que van en las aguas residuales urbanas son muy difíciles de eliminar de ellas en el proceso de depuración. De esta forma acaban en ríos, lagos y masas oceánicas contaminándolas.
  • Contaminan los suelos marinos a causa de su precipitación.
  • Entran a la cadena alimenticia debido a la absorción por plantas y algas o bien porque los peques se los comen. Provocando bioacumulación.
  • Envenenamiento y muerte de animales marinos, especialmente filtradores como muchos bivalvos. Algunos estudios han demostrado que estos microplásticos provocan adicción en los alevines como ya os conté.
  • La bioacumulación de estos plásticos en determinadas especies puede revertir en la salud del ser humano. Muchos de los animales marinos de los que os alimentáis viven en las sopas de plásticos alimentándose de microplásticos o de otros seres vivos contaminados. En definitiva, acabáis alimentándoos de plásticos también.

Campaña para prohibirlos

Como ves, los efectos que causan no son moco de cangrejo. De no detener su uso, los daños a la salud humana y de otros seres vivos podrían alcanzar niveles insoportables. Y es por eso que es imprescindible que los humanos cambiéis el chip y los abandonéis para siempre, aparte de que encontréis la manera de eliminarlos de los mares.

La iniciativa Beat the microbead es una de las principales campañas que hay actualmente para detener este problema. Más adelante quizás profundice en ella, pero por ahora te dejo el enlace de su web para que te pongas pinzas a la obra.

PUBLICIDAD

Deja un comentario