Transpórtalo adecuadamente, por su seguridad y la tuya. Imagen: Skeeze

Te doy 9 consejos para llevar a tu mascota de vacaciones

Muchos Homo sapiens acaban de comenzar sus vacaciones o están a punto. Si eres uno de esos afortunados o aún te queda para irte de veraneo y tienes mascota, presta atención a lo siguiente. Este Te lo dice Manu está dedicado a tu colega no humano y qué hacer con él durante las vacaciones.

PUBLICIDAD

1. Él nunca lo haría

Todos, pero todos los años se repite la misma historia. Aún hay gente que piensa que cuando te haces con un animal de compañía puedes abandonarlo cuándo te dé la gana. Pues no, es tu responsabilidad aunque estés de vacaciones. Por lo que mi primer consejo, y creo que el más importante es: NUNCA ABANDONES A TU MASCOTA.

No paro de sorprenderme de que los de tu especie sean capaces de dejar abandonados a sus ancianos y sus mascotas en una gasolinera o en la primera cuneta que pillen.

2. Infórmate antes de irte de vacaciones

Infórmate si tu mascota puede soportar el viaje o el cambio de clima. Hay animales que no están acostumbrados o no les gustan los cambios.

Piensa en el medio de transporte que vas a utilizar, dónde te vas a alojar y qué vas a visitar. Si vas a llevar a tu mascota de vacaciones contigo, debes asegurarte antes que está permitida en todos los lugares que vayas. Esto incluye espacios naturales protegidos y playas. En caso de no poderla llevar a determinados sitios, confirma que no hay problema alguno en dejarla en tu alojamiento o bien busca algún lugar o a alguien que la cuide el tiempo que necesites.

Por si acaso, también es bueno que tengas una clínica veterinaria localizada en tu lugar de destino.

3. Si tu mascota no puede viajar contigo…

Si no puedes llevarte a tu amigo animal contigo, busca opciones. Obviamente no tienes porqué quedarte en casa, aunque tu mascota te lo agradecería.

Busca entre familia y amigos a alguien que pueda cuidar de ella en tu ausencia. Si esto no funciona tendrás que contratar a alguien o bien llevarlo a una residencia de verano. Y hagas lo que hagas, asegúrate de que el que se vaya a hacer cargo de tu colega conozca sus cuidados y a quién acudir en caso de algún problema (vamos, que le dejes el número del veterinario a mano).

Y recuerda: NO LO ABANDONES.

4. Paso por el veterinario

Antes de salir de viaje deberías llevar a tu mascota a una revisión y asegurarte de que tiene todas sus vacunas. Infórmate, además, de si en el lugar al que vas tienes que tener cuidado con algún parásito o alguna enfermedad. Si viajas a algún país tropical, debes informarte con mucha antelación de las vacunas y otros cuidados necesarios para tu mascota. Igual que en el caso de los humanos.

Si te cuesta ver cómo vacunan a tu mascota, piensa que eso es mejor a verlo enfermar por no haberlo hecho antes de ir de vacaciones. Imagen: Skeeze
Si te cuesta ver cómo vacunan a tu mascota, piensa que eso es mejor a verlo enfermar por no haberlo hecho antes de ir de vacaciones. Imagen: Skeeze

Si tienes alguna duda sobre cómo llevar a tu animal de compañía de viaje no dudes en preguntarle. Y recuerda hacerte con un método antiparasitario (los típicos de pulgas y garrapatas) por si acaso, que siempre viene bien.

5 A la hora de viajar

Si utiliza transporte que no sea tu coche, comprueba los requisitos necesarios para llevarla. Busca, si es necesario, un transportín en el que tu mascota esté cómoda y le permita moverse. Si es posible, métele algo de agua o algún alimento con el que pueda hidratarse en caso de necesitarlo.

Si el viaje es largo y puedes, revísala de vez en cuando. Y si, por ejemplo, viajas en autobús cuando se hagan las paradas técnicas sácale a que la de el aire (especialmente si es un perro).

Si vas en coche particular recuerda usar los mecanismos de separación, los transportines y arneses homologados. Nada de viajar en el asiento del copiloto o encerrado en el maletero. No permitas que saquen alguna parte de su cuerpo por la ventanilla y evita que molesten durante la conducción. Y, al igual que con el autobús, saca a tu colega a que le dé el aire cuando pares.

Transpórtalo adecuadamente, por su seguridad y la tuya. Imagen: Skeeze
Transpórtalo adecuadamente, por su seguridad y la tuya. Imagen: Skeeze

Jamás, repito, JAMÁS dejes a tu mascota dentro del coche. Si no te queda otra que hacerlo, procura aparcar a la sombra, dejar al menos una ventanilla ligeramente abierta, dejarle agua abundante y que sea por un corto espacio de tiempo.

6. Kit de viaje

Nunca debes olvidarte del kit de viaje. Este debe contener:

  • Agua.
  • Comida.
  • Es recomendable un comedero o bebedero.
  • Antiparásitos externos.
  • Gasas.
  • Yodo o desinfectante de heridas para animales.
  • Pinzas.
  • Correa y bozal, en caso de ser necesario.
  • Bolsas para recoger excrementos, si es necesario.
  • Recuerda, si tu animal los necesita, sus medicamentos.
  • Sus papeles, sobre todo en el caso de que salgas del país.
  • Si tienes un perro o un gato también es recomendable añadir una manta o similar dónde pueda tumbarse tranquilamente en el alojamiento o en el coche.

7. En tu alojamiento

Pasea con tu animal de compañía por el alojamiento y los alrededores, sobre todo si son perros y gatos. Si le han dado un vistazo antes suelen estar más tranquilos y cómodos. Busca el lugar dónde creas que estará más cómodo y pon su cama (o manta) y su comedero y bebedero.

8. Educación ante todo

Las correas no parecen cómodas, pero a veces no hay más remedio que llevarlas. Imagen: Myriams-Fotos
Las correas no parecen cómodas, pero a veces no hay más remedio que llevarlas. Imagen: Myriams-Fotos

El que estés de vacaciones no implica que dejes de lado la educación. Respeta las normas en lo que a tu mascota concierte. No la pierdas de vista en ningún momento y, si es necesario, llévala con correa. No la dejes molestar o estropear a otros seres vivos, especialmente en áreas naturales.

No le dejes comer nada que no sepas que es, evitarás una visita indeseada al veterinario de turno.

9 Disfruta con tu mascota de las vacaciones

¿Lo tienes todo? Pues a disfrutar. Es el momento para relajaros y pasarlo bien, que para algo estáis de vacaciones.

PUBLICIDAD

Deja un comentario